Descubre la diversidad natural del Macizo del Vercors

Recorriendo las carreteras rocosas del macizo, el espectáculo nos deja sin aliento. En medio de vertiginosos acantilados, el Vercors se extiende a lo largo de 186.000 ha. y dos departamentos: Isère y la Drome. Puesto avanzado de los Alpes franceses, forma una serie de notables paisajes con contrastes sorprendentes, desde los pastos de montaña del norte a las colinas soleadas del sur.

Los amplios valles habitados, los bosques y mesetas, las profundas gargantas y los acantilados abismales como Combe Laval lo convierten en un verdadero decorado de monumentos naturales, a lo que se añade una fauna y una flora excepcionales.

Tierra de unión entre el hombre y la naturaleza, en el Vercors también abunda la cultura

El Parque Natural Regional del Vercors es un buen ejemplo de esta armonía. Alberga la reserva natural de Hauts-Plateaux (las Altas Mesetas), creada en 1985, que domina el conjunto del macizo y se extiende a lo largo de 17.000 hectáreas sin carreteras ni viviendas. Los bosques, prados de altura, placas calcáreas y acantilados que conforman la riqueza de este territorio están protegidos. El Grand Veymont, punto culminante del macizo, domina este grandioso espacio de soledad.

Vecors, un territorio con numerosas facetas

Más lejos, el dinamismo de las estaciones de esquí familiares del Vercors como Villard de Lans-Corrençon en Vercors, Autrans, Méaudre, Lans en Vercors-Saint Nizier du Moucherotte y Les Coulmes contrasta con la calma legendaria de las altas mesetas.

Paraíso de los recorridos con raquetas de nieve para descubrir un territorio con una naturaleza excepcional, del bienestar y los spa, de la cultura, de las tradiciones, de las especialidades y los productos locales, el Macizo del Vercors es también un gran territorio esquiable para todos los niveles y todo tipo de disciplinas en la nieve para pasar una semana de vacaciones en familia, un fin de semana en pareja o una pausa entre amigos.

Cita en el Macizo de Vercors