Franck Vidal: los sentidos del chocolate

By Julie Rovero-Carrez | Published on 25 Agosto 2016
  • Chocolat Valrhôna

    Chocolat Valrhôna

    © Cité du Chocolat Valrhôna

  • Cité du Chocolat Valrhôna

    Cité du Chocolat Valrhôna

    © Mathieu Cellard - Cité du Chocolat

  • Cité du Chocolat Valrhôna

    Cité du Chocolat Valrhôna

    © Mathieu Cellard - Cité du Chocolat

Franck Vidal: los sentidos del chocolate Avenue du Président Roosevelt 26600 Tain-l'Hermitage fr

A nueve de cada diez personas les gusta el chocolate; la décima miente - John G. Tullius.


¡28 años! Sí, hace ya 28 años que Franck Vidal trabaja para Valrhona, el célebre fabricante de chocolate del Valle del Ródano, como indica su nombre.

 

Y desde 2012, es también el feliz responsable de la nueva Ciudad del Chocolate en Tain-l'Hermitage… ¡El sueño de Charly y de numerosos niños, incluso de los niños muy grandes!. Este verano, este espacio de descubrimiento gastronómico e interactivo se amplia. Una visita que pondrá de acuerdo a toda la familia.

 

Mi historia

« Por supuesto, a todo el mundo le gusta el chocolate y es una suerte trabajar en este sector. Realicé estudios de agroalimentación y empecé en una confitería de nougat  [especie de turrón] en el sur de Francia. Tuve la oportunidad de entrar en esta pequeña chocolatería a orillas del Ródano que enseguida encontré encantadora.

 

Valrhona nació en 1922 y en su origen estaba orientada a los profesionales. En 1986, la marca se abrió al gran público con su célebre chocolate Guanaja con 70% de cacao.

 

En la actualidad, Valrhona se ha desarrollado en gran medida a nivel internacional (65%) y gusta cada vez más a los particulares.

 

En 1992, presentamos la exposición Destination Chocolat París en el Palacio del Descubrimiento y en varias ciudades de Francia. Fue un gran éxito y nos motivó a ir más lejos.

 

En 2006, llevamos la reflexión un poco más allá y contemplamos crear un lugar dedicado al chocolate al lado de la chocolatería histórica de Valrhona en Tain-l’Hermitage. En la actualidad, la Ciudad del Chocolate se extiende a lo largo de cerca de 2.000 m² y reserva numerosas sorpresas»

 

¡El templo del chocolate y de los aprendices de pasteleros!

Imagínate un museo en el que te animan a comer… Estarás de acuerdo en que es algo inhabitual Un museo en el que se saborea el chocolate en todas sus formas… ¿Se te empieza a hacer la boca agua? Un museo donde se descubre el chocolate bajo todas sus facetas, desde el haba de cacao a la receta de una crema para untar… ¿Estás ya convencido?
 
¡Así pues, tienes una cita en Tain-l’Hermitage cerca de Valence, en la Ciudad del Chocolate! Valrhona ha imaginado este lugar único dedicado a la degustación y al descubrimiento del chocolate a través de los cinco sentidos.

Explicación de Franck Vidal: “Ya habíamos abierto una escuela al gran público y habíamos notado un gran interés, una sed por aprender, desde el origen hasta la práctica.”

Al principio, la planta baja estaba centrada en la degustación con la ayuda de terminales interactivos lúdicos, mientras que en la actualidad la primera planta presenta la historia de Valrhona, el saber hacer de sus clientes (cocineros, pasteleros, chocolateros…), un espacio para niños (si los padres quieren proseguir la visita) y una sala de cine inmersiva. “Con estas nuevas salas, estamos menos en la pedagogía y más en la emoción. Ahora, uno puede pasar todo el día en la Ciudad del Chocolate. También hemos creado un espacio de restauración 100% chocolate, en particular, con ensaladas con raviolis al chocolate o un parmentier pescado/chocolate rubio en el menú”.

Desde 2013, la Ciudad tiene un gran éxito. Los cursillos de pastelería están llenos en un 95%. Es también una zona donde pasar las vacaciones y una etapa interesante tanto para los visitantes que descienden hacia el sur como para quienes realizan cruceros por el Ródano. ¡Nadie duda de que esta nueva propuesta de la Ciudad del Chocolate atraerá a cada vez más golosos!

 

ADN según Franck Vidal

¿Un chocolate para el verano? “El chocolate blanco”
¿Un chocolate para el otoño? “El chocolate con leche”
¿Un chocolate para el invierno? “El chocolate negro”
¿Un chocolate para la primavera? “El chocolate rubio”
¿Un chocolate para regalar a los amigos? “El estuche de colección con 6 chocolates diferentes: hay para todos los gustos”
¿Un chocolate para los niños?El Caramelia, un toque de caramelo que gusta a los niños
¿Un chocolate para seducir?  “El Guanaja, lleno de riqueza y fino en la boca”
¿Un chocolate para casarse? “Equinoxe: avellanas rellenas de chocolate… ¡muy adictivo!”

 

Mi región

"Nos encontramos aquí al norte del valle del Ródano, cerca de Lyón y de los Alpes. Soy parisino, pero esta es mi región adoptiva. Se ha convertido en un destino gastronómico, el valle de la gastronomía, de las rutas de los vinos del Ródano y de los circuitos en los viñedos. Estamos a dos horas del mar y a una hora de la montaña. Me gusta pasear, montar en bicicleta de montaña…"

 

¿3 palabras para definir su región? “Vegetación, tranquilidad y buenos productos”.

 

¿Un olor?El praliné caliente en la carretera nacional N7 en Tain-l’Hermitage.
¿Un ruido?El de las máquinas de la chocolatería a primera hora de la mañana.”
¿Un sabor?Los raviolis al chocolate.”
¿Unas vistas?Las vistas desde la cima de nuestra colina del Hermitage con su suave relieve, el Ródano, los huertos, la meseta del Ardéchois y el Mont Blanc cuando está despejado.”

 

Mis direcciones

¿Un restaurante gastronómico? Anne-Sophie Pic en Valence forzosamente, pero nuestro departamento cuenta con el mayor número de estrellas Michelin por habitante y son todos ellos unos establecimientos maravillosos.
¿Un bar?¡No podría elegir! ¡La oferta es extraordinaria!
¿Para tomar una copa?Los cafés a orillas del Ródano en Tain-l'Hermitage, Tournon…
¿Un lugar para cultivarse? El nuevo Museo Confluences en Lyón y su muy hermosa escenografía”.
¿Un lugar para recargar las baterías, soñar, pasear?El Ardèche (Montes del Vivarais) con sus riachuelos, sus bosques: uno se siente lejos de todo”.




 

Qué ver