8 experiencias de vida relajada 100% Made in Normandía

Published on 08 Septiembre 2017
  • Arena mojada. Cieno esponjoso. Ríos de aguas frescas. Aquí, el paisaje nos conmueve hasta los dedos de los pies.

    1. Cruzar a pie desnudo la bahía del Monte Saint-Michel - © iStock

    Arena mojada. Cieno esponjoso. Ríos de aguas frescas. Aquí, el paisaje nos conmueve hasta los dedos de los pies.

    1. Cruzar a pie desnudo la bahía del Monte Saint-Michel - © iStock

  • 2. Degustar una teurgoule de 7 horas

    Este budín de arroz, el postre menos fotogénico de Francia, tiene el toque cremoso de un recuerdo de infancia. - © Juliette Le Bret

    2. Degustar una teurgoule de 7 horas

    Este budín de arroz, el postre menos fotogénico de Francia, tiene el toque cremoso de un recuerdo de infancia. - © Juliette Le Bret

  • 3. Observar las aves desde la “Nariz de Jobourg”

    Apostarse sobre los acantilados para esperar al cormorán crestado, al melodioso chorlo y al bisbita ribereño... - © iStock

    3. Observar las aves desde la “Nariz de Jobourg”

    Apostarse sobre los acantilados para esperar al cormorán crestado, al melodioso chorlo y al bisbita ribereño... - © iStock

  • 4. Pescar navajas de mar en Saint-Vaast

    La Hougue Poco importa el resultado de la pesca, sino tener los pantalones remangados, batallar con las algas y sentir el viento en el cabello. - © Anke SpoeIstra

    4. Pescar navajas de mar en Saint-Vaast

    La Hougue Poco importa el resultado de la pesca, sino tener los pantalones remangados, batallar con las algas y sentir el viento en el cabello. - © Anke SpoeIstra

  • 5. Comer sobre la playa en Blainville-Sur-Mer

    Pierna o caracoles, frente al mar o junto a la chimenea... En el restaurante La Cale hace mucho que el tiempo se detuvo. - © Marc Barberena

    5. Comer sobre la playa en Blainville-Sur-Mer

    Pierna o caracoles, frente al mar o junto a la chimenea... En el restaurante La Cale hace mucho que el tiempo se detuvo. - © Marc Barberena

  • 6. Esperar las grandes mareas en La Hague

    En cada equinoccio, el mar se llena de vida. No se pierda el mayor espectáculo del oeste de Francia. - © Anlorh

    6. Esperar las grandes mareas en La Hague

    En cada equinoccio, el mar se llena de vida. No se pierda el mayor espectáculo del oeste de Francia. - © Anlorh

  • 7. Merendar en las dunas de Hattainville

    El paseo es hermoso y la pausa será tranquila, entre dos dunas doradas que lo protegerán del viento. - © Mathilde Rochon

    7. Merendar en las dunas de Hattainville

    El paseo es hermoso y la pausa será tranquila, entre dos dunas doradas que lo protegerán del viento. - © Mathilde Rochon

  • 8. Esperar el rayo verde en la playa de Port-Bail

    Dicen que este rayo de color aparece en días despejados, en el preciso instante en que el sol cambia de hemisferio. - © Pascale Duriani

    8. Esperar el rayo verde en la playa de Port-Bail

    Dicen que este rayo de color aparece en días despejados, en el preciso instante en que el sol cambia de hemisferio. - © Pascale Duriani

8 experiencias de vida relajada 100% Made in Normandía Mont saint michel fr

Inspire... Exhale... Está entrando en una zona sin carreteras ni trenes de alta velocidad. Para alegría de soñadores y de aves migratorias, este hermoso rincón de la Normandía nos invita a vivir al ritmo de las mareas y con la serenidad de la caramelización de las manzanas al horno.