Relajarse y practicar el golf

  • © Atout France / Phovoir

Relajarse y practicar el golf Dordogne fr

Una complementariedad ideal

En la actualidad, numerosos centros de puesta en forma te proponen fórmulas que combinan relajación y golf. Tras pasar una mañana en los greens, qué mejor que relajarse, disfrutar de un masaje, una envoltura o una ducha de afusión… También puedes descansar en un spa con vistas al mar o a la montaña. A la inversa, el golfista que desee ponerse en la mejor situación para abordar el recorrido podrá relajarse antes de jugar.

 

Francia, un destino con mucho que elegir

Al borde del mar, en el campo o en la montaña, la diversidad de Francia te ofrece numerosas posibilidades de estancias que combinan golf y puesta en forma.

 

En la costa Atlántica, el Relais Thalasso de La Baule (País del Loira) se encuentra situado frente al océano, a lo largo de una playa de arena fina. No lejos de ahí, en una propiedad de 220 hectáreas, en el límite del Parque Regional de Brière, el Golf Internacional de La Baule te propone tres recorridos de golf. En el Mediterráneo, tienes una cita en el Spa Terre Blanche en Riviera-Costa Azul. Un lugar hecho de luz y suavidad que te permitirá descansar lejos de la agitación cotidiana y que además propone diferentes actividades para grandes y pequeños (un prestigioso golf, pista de tenis, espacio para niños...).

 

Los amantes del aire puro y de los grandes espacios preferirán un momento de evasión en los Alpes, en el Evian Royal Resort reconocido a nivel internacional por la calidad de su spa, que se suma a la reputación del célebre Evian Masters Golf Club. También te gustará el Hotel & Spa de la Bretesche en el País del Loira, un establecimiento de la cadena Relais & Chateaux que ofrece una mezcla de desafío deportivo y descanso para combinar la diversión y el descubrimiento del patrimonio.

 

Sentirse bien es también saber disfrutar. Francia propone a los amantes de la mejor gastronomía y del buen vino una amplia variedad de campos de golf y spas en el corazón de sus viñedos. A dos pasos de Burdeos se encuentra el Golf du Médoc. Situado en un entorno contemporáneo y acogedor, es considerado uno de los recorridos más bellos de Europa y disfruta de una reputación internacional debido a su diseño y a la calidad del lugar.

 

Si buscas más bien la tranquilidad de la campiña bordelesa, déjate seducir por el Relais de Margaux. Un centro de balneoterapia rodeado de un magnífico campo de golf de 18 hoyos en una propiedad natural de 45 hectáreas. El castillo de Vigiers en Dordoña Périgord también estará encantado de acogerte en un su recinto donde podrás disfrutar de un hotel de lujo, un campo de golf 27 de hoyos, un SPA y un viñedo de 16 hectáreas de la denominación Bergerac.

 

Por último, para una estancia apacible lejos del mundanal  ruido, acude al corazón del departamento del Indre, en el hotel Golf&Spa les Dryades. Un lugar ideal para los golfistas de todos los niveles, aficionados al spa y amantes de la naturaleza.