Las ciudades, un destino de ensueño para ir de compras

  • © Paris Tourist Office - Photographe Stéphanie Rivoal

  • © Atout France

Las ciudades, un destino de ensueño para ir de compras paris fr

Pasear por las callejuelas, soñar delante de los escaparates de las tiendas “chic” y relajarse en la terraza de un café observando el mundo desfilar delante suyo… ¡qué felicidad!

Porque Francia es el país de la moda, cada ciudad cuenta con las marcas nacionales e internacionales más prestigiosas, pero también los jóvenes creadores más a la última. Las pequeñas tiendas tampoco se quedan atrás y te permitirán descubrir durante tus paseos la artesanía y las especialidades locales.

Las compras de lujo

Símbolo de la Francia de “gama alta”, las tiendas de decoración, las marcas prestigiosas o los desfiles de moda de las grandes colecciones son el testimonio de un saber hacer excepcional y una tradición de calidad de los productos, siempre creados en talleres en territorio francés. Alta costura, perfumes o joyería, colecciones de últimas tendencias o moda “vintage, “total look” o el encanto del pequeño accesorio: un pequeño recorrido por el corazón de París o de las grandes metrópolis regionales promete encontrar las referencias fundamentales bajo su mejor aspecto.

La moda

En todo el mundo, cuando se piensa en Francia, forzosamente se piensa en la moda. Un número incalculable de tiendas te seducirán proponiéndote lo mejor en materia de ropa, calzado y accesorios.

En las grandes ciudades se encuentra todo el prêt-à-porter con su universo de grandes almacenes (Le Printemps, Galeries Lafayettes, Bon Marché, etc...), tiendas acogedoras y marcas abordables. Cada cual encontrará su estilo. Joven, sport, a la última, étnico o más clásico. En una palabra, el lugar ideal para pulir su look o crearse uno nuevo.

A señalar las tiendas de fábrica que aparecieron en Francia en los años ochenta que venden directamente productos del fabricante al consumidor con el objetivo de deshacerse de los excesos de stock, finales de serie y artículos de descarte (principalmente en la ropa). Los precios propuestos suelen ser muy ventajosos. Las tiendas de fábrica más conocidas se encuentran en Troyes, Roubaix, Roman y Cholet.

Mercadillos y rastrillos

Los aficionados encontrarán en París dos grandes rastrillos situados a las puertas de la capital: en Porte de Vanves y en Porte de Saint-Ouen. También se pueden encontrar magníficas piezas en las tiendas “chic” del Louvre de los Anticuarios. Otra especialidad parisina, los libreros de viejo, cuyos puestos se suceden a lo largo de los muelles del Sena: libros antiguos, cómics, postales, oportunidades de todo tipo… ¡La atracción bien vale el paseo!

En cuanto a los mercadillos, se pueden encontrar en toda Francia. Algunos pueden alcanzar proporciones increíbles, como el gran mercadillo de Lille.

Artesanía y productos de la tierra

Al visitar las regiones y ciudades de Francia no dejes de traerte un recuerdo para tu familia, tus amigos o incluso para ti mismo. Hoy, el terruño y la artesanía tienen un papel protagonista dentro de la perspectiva del desarrollo sostenible. Puedes elegir entre una multitud de especialidades gastronómicas -delicatessen, productos salados, especiados o dulces, grandes vinos- o artesanales –cestería, esmaltes, encaje o productos de lujo como la seda, la porcelana o el cristal-. ¡Un verdadero Arte de Vivir a la francesa!

Related videos

 
 

Sponsored videos

 
 
 
 

Qué ver

Alrededores