Destinos de talasoterapia al servicio del bienestar

  • © ATOUT FRANCE/Pascal Gréboval

Destinos de talasoterapia al servicio del bienestar brest fr

El mar y el océano poseen un talento natural y aportan con generosidad sus efectos benéficos para los cuidados del cuerpo.

La talasoterapia ofrece una técnica demostrada pero también un determinado arte de vivir para unas vacaciones reparadoras.

Basada principalmente en la hidroterapia con los recorridos en piscina y el uso de aguas yodadas, en las aplicaciones de barros del mar o de algas cuidadosamente seleccionadas, la talasoterapia demuestra desde hace tiempo sus virtudes benéficas.

Y los centros especializados completan ahora su gama con métodos que integran masajes y otros preceptos procedentes de la balneoterapia y del universo del “spa”: hammam, sauna, cuidados polisensoriales. Incluyen incluso consejos dietéticos, para un acción coherente y global en beneficio del cliente (se habla en este caso de un enfoque “holístico”).

Del País Vasco (Anglet , San Juan de Luz...) con numerosos establecimientos de renombre, a Bretaña (Perros-Guirec, La Baule, Bénodet...), naturalmente dotada en la materia, los espacios de talasoterapia instauran un ambiente propicio para una estancia llena de serenidad, ofreciendo al mismo tiempo una gran tonicidad a tu cuerpo y a tu mente.

Sobre todo porque el programa de una estancia de talasoterapia con “todo incluido” puede integrar actividades y animaciones anexas, deportivas o culturales.

Entre momentos “zen” y programa “activo”, para el hombre y la mujer (los chicos ahora ya están plenamente convencidos), la talasoterapia también aporta sus efectos benéficos en el Mediterráneo, por ejemplo en Sainte-Maxime.

Entre momentos de indolencia y sensaciones intensas, la talasoterapia de las estaciones balnearias se impone como una evidencia...