Descubrir los viñedos desde el aire

  • Globo en el viñedo de Verzenay

    Globo en el viñedo de Verzenay

    © Atout France / CRT Champagne-Ardenne / Oxley

Descubrir los viñedos desde el aire Verzenay fr

Sobrevolar las laderas de viñedos en globos aerostáticos es sin duda una experiencia inolvidable. Se puede disfrutar de esta actividad en el Valle de la Loire, en los viñedos de Borgoña, de Alsacia de Champagne o en el Valle de Ródano (Rhone).

El tiempo de vuelo en un globo aerostático es de aproximadamente una hora, lapso en el cual podemos disfrutar de estos bellos paisajes donde las hileras de viñas se mezclan con los colores de la temporada, los relieves accidentados y la calma de la altitud.

Algunas de las empresas que prestan estos servicios son:

  • France Montgolfière en la región de Borgoña y en el valle del Ródano.
  • Aérovision: en Alsacia.
  • Aire Mágico (Air Magic): en Champagne o en el valle de la Loire.
  • La propiedad de Durand (Le Domaine de Durand): para descubrir las viñas de las laderas de Duras y después degustar sus vinos orgánicos.

Planear en ULM

Parecido a un pájaro, de junio a octubre sale de Soulac-sur-Mer el ULM (Médoc Océan), en el cual usted disfrutará de 60 minutos de vuelo por encima de las villas del Médoc y los castillos bordeleses (región de Burdeos).

En Champagne, específicamente en Meaux, la empresa Véliplane transporta pasajeros por encima de las famosas residencias y pueblos champañeses en ULM o en pequeñas avionetas.

En la región Midi-Piryénées, a bordo de un ULM de la empresa Club de Castelvert, los paisajes de las viñas se develan ante los pasajeros.

Gracias al ULM podemos sobrevolar las laderas de Monbazillac, Bergerac, Sauternes o Loupiac, mientras que en el valle del Ródano aquel parte al reencuentro de terrenos vitícolas, dominios reales y grandes extensiones de laderas, tales como las de Chinon, Vouvray, Bourgueil.

Del lado de Alsacia, cerca de Mulhouse en Habsheim, seguimos la ruta del vino desde los aires a bordo de un  ULM.

Paracaidismo en los viñedos

En Montalivet, podemos embarcarnos para un salto en paracaídas entre el mar y los viñedos. De un lado el azul de océano une el verdor de las viñas en un bello alineamiento infinito. Según la temporada, puede ser en Champagne o por encima de los viñedos de Sancerre en la región centro. Los participantes descienden a una velocidad de cerca de 200 km/hr de cara a paisajes sorprendentes que hacen perder el aliento.

Viñas vistas desde un helicóptero

Desde el Castillo Maucaillou,  se ofrece la posibilidad de descubrir los viñedos en helicóptero.  Se pueden sobrevolar al ras de las cepas de la viña médocain, de donde se extrae el famoso vino Médoc, muy renombrado por su color rubí, su cuerpo y su bouquet. Sin duda alguna, este es un paseo aéreo inolvidable al descubrimiento de los más bellos paisajes y residencias de esta célebre tierra vitícola.