6 bellas plazas en las Ciudades de Francia

  • Place de la Comedie , Montpellier

    Place de la Comedie , Montpellier

    © Anatome Marc Ginot

  • Place du Capitol, Toulouse

    Place du Capitol, Toulouse

    © D. Viet - OT Toulouse

  • Plaza Bolsa, Burdeos

    Plaza Bolsa, Burdeos

    © Vincent Rochefort

  • Place Stanislas et Renommée

    Place Stanislas et Renommée

    © Ville de Nancy

  • Place de la Liberation, Dijon

    Place de la Liberation, Dijon

    © Mairie de Dijon

  • Niza

    Niza

    © OTCN A. Issock

6 bellas plazas en las Ciudades de Francia Toulouse fr

Toulouse (Midi-Pyrénées)

Situada en el barrio histórico, la Place du Capitole es uno de los símbolos de la «ciudad rosada». A su alrededor se alzan hermosos edificios que albergan hoteles de lujo, restaurantes, bares y tiendas y en el centro se levanta una cruz occitana terminada con los doce signos astrológicos, obra del artista R. Moretti. En la plaza destaca el Capitole, sede del Ayuntamiento y del famoso TeatroNacional. Es imprescindible visitar la sala de recepción y la «Sala de los Ilustres» para contemplar sus molduras doradas y las tarjas pintadas. Animada y social es lugar de encuentro y centro habitual de actividades. Los martes y sábados por la mañana acoge un mercado de productos orgánicos. >> www.turismo-toulouse.es

Montpellier (Languedoc-Roussillon)

Si algo define la Place de la Comédie es su dinamismo. A todas horas hay gente paseando: grupos de amigos que charlan junto a la fuente de las Tres Gracias o van de compras; parejas que salen del teatro Comédie; niños que corretean por este espacio peatonal sin riesgo alguno… y es que todo aquel que vive en Montpellier pasa por la plaza al menos una vez al día. Sentarse en una de sus terrazas es la mejor forma de tomar el pulso a la ciudad.
Rodeada de una arquitectura «hausmanianna», la Place de la Comédie es un lugar de visita obligada. De fácil acceso, está a dos pasos de la estación de tren y tiene parada de tranvía con nombre propio. >> www.montpellier-francia.es

Dijon (Borgoña)

Desde lo alto de la Torre Philippe le Bon, de 46 metros, la Place de la Libération se extiende amplia y elegante a nuestros pies. La panorámica descubre un conjunto arquitectónico clásico obra de Jules Hardouin-Mansart, primer arquitecto del rey Luis XIV, quién imaginó el acondicionamiento del Palacio de los Duques y de los Estados de Borgoña a partir de este gran espacio. Se diría que la plaza de la Libération, es la «Plaza» en mayúsculas de Dijon. En uno de sus flancos se halla el palacio, elemento clave del patrimonio de la ciudad que alberga el Ayuntamiento y el Museo de Bellas Artes. Desde su renovación en 2006, la plaza cuenta con dos hileras de fuentes que dan un encanto especial a este espacio peatonal donde es muy agradable comer, tomar una copa en una de las numerosas terrazas… o simplemente admirarla. >> www.visitdijon.com

Burdeos (Aquitania)

La Place de la Bourse, con el gran Miroir d’Eau (3.450 m2 de granito cubiertos de agua), es el emblema de la capital del Suroeste francés. Conocido como la «joya de Burdeos», en este gran espejo de agua se reflejan siglos de historia que han dejado su huella en los edificios circundantes. A una hora en avión de España, Burdeos tiene el encanto de una ciudad portuaria (importante escala y destino de cruceros) al que se suman un sinfín de atractivos culturales, artísticos y gastronómicos. Un viñedo mítico rodea la ciudad, donde se producen los vinos finos más importantes del mundo con nombres como Château Mouton-Rothschild, Château Haut-Brion, Château Margaux que se codean con pequeñas bodegas auténticas y familiares que merece la pena descubrir. >> www.burdeos-turismo.es

Niza (Costa Azul)

La Promenade du Paillon ha cambiado por completo el centro de Niza. Este «pasadizo verde» es una auténtica ruta natural, un parque urbano de doce hectáreas que hilvana relevantes instituciones culturales, el Museo de Arte Moderno y de Arte Contemporáneo con el Teatro de Verdure, y conecta con el Paseo de los Ingleses. El recorrido incluye propuestas singulares como el Miroir d’Eau, una superficie de 3.000 m2 con 128 surtidores, o el Plateau des Brumes con centenares de nebulizadores. La enorme extensión ajardinada, como un ente vivo, se adapta a las distintas necesidades de la ciudad y a sus habitantes y acoge fiestas, arte, celebraciones culturales, juegos... La Promenade du Paillon se ha convertido en el centro vital de la ciudad, un animado lugar de encuentro, en un polo de atracción. >> nicetourisme.com

Nancy (Lorena)

Totalmente renovada con motivo de su 250º aniversario en 2005, la Place Stanislas está considerada como una de las más bellas del mundo. Joya arquitectónica del siglo XVIII, con su pavimento claro con diagonales negras, sus rejas doradas, los pabellones que la flanquean y sus elementos decorativos, sorprende por su armonía y elegancia. Junto con la Place de la Carrière y la Place d´Alliance forman un conjunto arquitectónico tan significativo que ha sido declarado Patrimonio Mundial de la Unesco. El paseo por la Place Stanislas, totalmente peatonal, debe proseguir por los alrededores y por las callesde la cercana Ciudad Vieja donde todo es animación. Numerosos locales de música, bares y cafés con terraza, reputados restaurantes y otros que llamam la atención por sunoriginalidad hacen del centro de la ciudad unlugar trepidantes tanto de noche como de día. Quien visita Nancy queda seducido y sorprendido por la diversidad y riqueza del patrimonio arquitectónico, el buen ambiente que impera en la ciudad, así como por sus propuestas artísticas. >> www.nancy-tourisme.fr