La anchoa de Collioure

  • Anchoas

    © Atout France / Nathalie Baetens

    Anchoas

    © Atout France / Nathalie Baetens

La anchoa de Collioure Collioure fr

Collioure, ciudad mediterránea de Languedoc-Mediterráneo, donde fue enterrado el poeta español Antonio Machado, guarda como si fuera un tesoro un sabroso savoir-faire: la salazón de sus exquisitas anchoas. La calidad de su pescado azul tiene gran renombre en las lonjas francesas y, por este y otros motivos, esta localidad del departamento de los Pirineos Orientales se convirtió en el año 1994 en “Lugar de interés gastronómico”.

En Collioure se pesca la anchoa desde hace siglos pero durante los últimos años la producción ha decrecido considerablemente. Como consecuencia solo quedan dos talleres de salazón en el recoleto puerto de la Costa Bermeja: los de las familias Desclaux y Roque.

La temporada de anchoa se extiende de mayo a octubre, periodo en el que los pescadores salen al mar para capturarlas con sus redes. El proceso de salazón se realiza en unos tambores de madera donde la anchoa consigue el color, el sabor y el olor deseado.

El mejor lugar de Collioure para saborear esta delicia del mar es el barrio de Mouré, donde antes vivían los pescadores, y ahora hay numerosos bares y restaurantes para poder degustar platos a base de exquisiteces locales.

Sigue el Tour por el savoir-faire