Nord-Pas-de-Calais

  • © Xavier Alphand

  • © A. Bénard

  • © Samuel Dhote

  • © Xavier Alphand

  • © Eric Desaunois

  • © Eric Desaunois

  • © Xavier Alphand

  • © Max Lerouge

Nord-Pas-de-Calais 59000 Lille fr

Nord-Pas-de-Calais: ¡la cultura es la protagonista!

La región de los museos

Las ciudades de Nord-Pas-de-Calais revelan la belleza de su arquitectura: la Grand'Place de Arras, la Catedral Notre-Dame de Grâce de Cambrai, la Vieja Bolsa de Lille, el Campanario de Béthune, el Campanario de Arras o los Burgueses de Calais…
Con alrededor de 50 museos nacionales, Nord-Pas-de-Calais aparece como una “tierra de museos”. La historia ha forjado en Nord-Pas-de-Calais una identidad industrial y artesanal ilustrada por el Centro Histórico Minero, el Museo del Arte y la Industria de Roubaix, la Ciudad Internacional del Encaje y de la Moda de Calais, entre otros.
La región, zona fronteriza, ha desarrollado cuatro “Caminos de la memoria” que permiten comprender las páginas más importantes de la historia europea y mundial y, al mismo tiempo rendir homenaje a los hombres y mujeres que reposan para la eternidad en esta región.

Unos paisajes variados

Las colinas de Flandes y del Artois terminan su trayectoria en la Costa de Ópalo, en unas playas bordeadas de acantilados que se abren al litoral de la Mancha. Las localidades costeras (Berck-sur-Mer, Le Touquet-Paris-Plage o Malo) combinan los placeres de la playa, las emociones del casino y las actividades náuticas. El Grand Site de Deux Caps, que cubre 23 km de los 120 km del litoral, ofrece unos paisajes que cambian en función de la luz. Al este, las llanuras del Cambrésis dejan su lugar a los boscajes y bosques de la Thiérache y del Hainaut. El Parque Regional Natural del Avesnois, el Parque de los Cabos y Marismas de Ópalo y el Parque Scarpe-Escaut ofrecen 3.500 km de rutas de senderismo.

En la cocina, una mezcla de influencias de Flandes y Picardía

La cocina de Nord-Pas-de-Calais incorpora alimentos típicos, como el chicon (endivia). El plato de resistencia debe elegirse entre una carbonada flamenca, un conejo con ciruelas pasas o un Potjevleesch. Cervezas de fabricación artesanal o alcoholes fuertes como la ginebra acompañan las comidas. Los quesos revelan su carácter, en especial el Vieux-Lille y el sorprendente Maroilles (el único de Nord-Pas-de-Calais que cuenta con una denominación de origen controlado), que se come acompañando la tarta de puerros. Y los célebres mejillones con patatas fritas se comen con los dedos, muy cerca de un puesto callejero lleno de humo…

Salir en Nord-Pas-de-Calais

Los parques de ocio y los parques de animales hacen las delicias de las familias, como el de Nausicäa, el acuario más importante de toda la región. Los corredores ciclistas se enfrentan en los adoquines de la París-Roubaix y el cielo se llena de colorido durante las Montgolfiades de Lille y los Encuentros Internacionales de Cometas de Berck-sur-Mer. La fiesta es la protagonista con el sonido de los acordeones del Festival de Wazemmes y durante los carnavales del norte, con Dunkerque a la cabeza. ¡En el mercadillo de Lille y el mercadillo del arte de Roubaix, podrá disfrutar de los chollos!
 
Nord-Pas-de-Calais le arrastra a un torbellino de fiestas, historia y cultura.

Related videos

 
 

Sponsored videos

 
 
 
 

Qué ver