Déjate sorprender por el Mediterráneo francés

Cap d'Agde es un destino para todos los gustos: cultura, arte, historia, playas y alta gastronomía.


De su pasado de puerto griego, Cap d´Agde ha sabido conservar el poder de la historia y de las tradiciones para darle mucha identidad a todos sus atractivos: en el cruce del Mediterráneo, del río Herault y del Canal de Midi, Cap d´Agde te invita a descubrir sus cuatro facetas.

 

Cap d'Agde: 14 km de playas y muchas actividades náuticas; un patrimonio marítimo único.
Ciudad de Agde: paseando por sus calles con encanto, entenderás el significado griego de Agde,“Buena fortuna”, y su apodo “perla negra del Mediterráneo”.
Grau d'Agde: pueblo pesquero lleno de colorido, tradición y animación.
La Tamarissière: pinar al borde del mediterráneo.

 

Mucho más que un destino de playa, Cap d´Agde se descubre y se entiende a través de su piedra volcánica única, del trabajo de los artistas artesanos de Oficios de arte y de moda, de su manera de vivir el mar con sus fiestas, sus tradiciones marineras y una alta gastronomía regada por los buenos vinos de Languedoc.